sábado, 4 de febrero de 2012

A DAL (2) : Crónica de la segunda semifinal húngara

Puntuales a las 20.15 comenzó la segunda semifinal húngara donde estrenamos pareja de presentadores: Zsóka Kapocs y Gábor Gundel. 

 Los cuatro miembros del jurado, que puntúan cada canción del 1 al 10 – esta vez con cartulinas con los números más prácticas que los ipad de la semana pasada -, son los mismos del sábado pasado. Sus tres más votados pasan a la final del sábado que viene. Un cuarto tema entre los descartados lo elige el televoto.  Vamos uno por uno con los semifinalistas:




  1. Monsoon – Dance 

 Un grupo masculino abre la semifinal. Dance es un soft rock que recuerda al que se hacía en los 60 y que bien se reflejó en la película “The Wonders”. La voz del solista no tiene nada de espectacular y baila con una chica rubia y otra morena que aparecen en escena vestidas de casual chaqueta de cuero y vaqueros contoneándose. El puente de la canción se parece a la canción de los Zdob si Zdub moldavos en Düsseldorf. Gran ovación del público.Nosotros nos quedamos algo fríos y el jurado parece que también, pues reciben solo 26 puntos. 



 2. Péter Puskás – Csillag

 Este jovencito rubio parecidísimo a Miguel Bosé comparte apellido con el mítico jugador húngaro de fútbol. Con pantalón verde, americana gris y camisa blanca desgrana esta sentida balada con piano de fondo. Desafortunadamente su voz no imprime carácter a la canción y suena demasiado aguda. No creemos que este tema en húngaro pudiera llegar muy lejos en Eurovisión pero el jurado valora su composición y que esté cantada en su idioma: 33 puntos. 


 3. Sophistic – Yeah OK!

Tres guapísimas adolescentes con vestidos cortos en negro, azul y rojo son introducidas por un Dj que scratchea la pista musical. El micrófono de la chica de azul no funciona o ella canta muy bajo. Tema muy discotequero y actual. Sus voces mantienen frágilmente el nivel que pide la canción. Alguna estrofa la cantan en húngaro y sin estar del todo mal no funciona cómo debería. Malas críticas de los jurados que las acusan de poco sofisticadas (aunque se llamen Sophistic): 18 puntitos. 


 4. Juli Fábián & Zoohacker – Like a child

Acompañada del grupo Zoohacker, Juli, cantante profesional de Jazz de treinta y algo con amplia carrera musical, tiene con una voz que recuerda a la de Amii Stewart.  A modo de anécdota os diremos que fue la mentora de Kati Wolf en Factor X. Es un easylistening que asusta un poco cuando entre estrofas se mete la voz de un niño llamando a su madre y sonidos guturales, pero el resto de la canción es muy agradable y funciona bien. Se mueve por el escenario tranquilamente e incluso se pone delante de los jurados a cantar. En su valoración todo son alabanzas para ella y se refleja en sus puntos: 35 


 5. Gina Kiss – Chasing dreams

 Con un cuarteto de cuerda de fondo, juega la rubísima Gina a ser una Adele magiar. Y en la comparación pierde estrepitosamente. Su voz, tonalmente angustiosa, mejora a medida que avanza este medio tiempo pero no resulta muy agradable. Muchos aplausos del público. Sus 29 puntos no se antojan suficientes para pasar vía jurado. 


 6. Anti Fitness Club – Lesz, ami lesz 

 Tras este curioso nombre se encuentran unos chicos muy rockeros. Mucho guitarreo y poca voz. Nada destacable ni el tema, ni en los chicos, ni en la música. Al jurado parece haberles encantado y les premian con 34 puntos. 


 7. Mónika Veres – This love 

 Volvemos a los clásicos. Salida de la factoría Megasztar y con muchos fans suyos entre el público comienza esta power-ballad de libro para Mónika que usa el ventilador. Desgraciadamente las voces de los dos coristas y la suya no empastan nada. Y para un tema de estas características todo suena muy acelerado. Mal en general salvo la subida final. Mucho mejor la canción que la cantante. El jurado al igual que el público del plató parece entusiasmado y recibe 38 puntazos. 


 8. Tibi Gyurcsík – Back in place 

 Moderno medio tiempo de este chico salido del Factor X (fue el primer eliminado en su edición) que recuerda a alguna canción de preselección danesa. Unas bailarinas de melena larga de varios colores aparecen en escena a medida que avanza este tema contemporáneo. Su voz no está mal, aunque no le impone mucha fuerza a la canción y el conjunto, agradable sin más. El jurado, a lo suyo, le da 39 votos. Si el jurado quiere ir por un Brinck 2, esta es su opción. 



 9. Renáta Tolvai – Élek a szemeidben 

 Una de las favoritas a priori es la rubísima Renáta. Ganadora de la quinta edición de Megasztar y con un bagaje discográfico importante, se presenta con cuatro bailarines a pecho descubierto. Comienza a ritmo de balada de tintes épicos y algo folk para entregarnos a ritmo del schlager más clásico un estribillo muy movido. El puente trae como sorpresa un baile a lo NOX. La voz de Renáta se ahoga por momentos y ha estado toda la canción bastante floja. Buena producción de un tema que podría funcionar en Eurovisión, pero mal Renáta. 30 puntos del jurado. 


 10. The Királys – Untried 

Los hermanos Király: Linda, Victor y Ben se presentas con este tema producido por el ex Fugee Michel Pras. Ella sale vestida de forma bastante futurista y un peinado a lo serpiente cobra, y ellos dos de blanco y negro. Muy modernos cantan un tema r&b con rap, ska y las voces de ellos dos muy bien para lo complicada que parece la canción. Las dos coristas van vestidas de As de picas y As de corazones. El conjunto queda muy original y difícil de olvidar. La canción es de las mejores de la noche y podría tener sus opciones en Bakú. Gran aplauso del público del plató y el jurado parece estar de acuerdo en que es una producción muy trabajada: 35 puntos.



Los tres más votados por el jurado pasan a la final, pero hay empate a 35 entre los Királys y Juli. El jurado debe elegir quién pasa a la final pero son cuatro y de nuevo hay un empate 2-2. El presentador pide al jurado que emita una decisión consensuada.

Tras unos momentos de tensión seleccionan a los hermanos Királys, que junto a la balada de Mónika y al medio tiempo danés de Tibi pasan a la final. Se abre el televoto para elegir entre los 7 descartados, un nuevo finalista.

La veterana Juli y su canción con sonidos de bebé de fondo pasan a la final elegidos por los televidentes húngaros. Han premiado su carrera musical y la mejor voz de la noche. Gran fracaso de Renáta Tolvai que venía con la vítola de favorita. Los 8 finalistas son: 


Caramel - “Vízio”

Compact Disco -"Sound Of Our Hearts"

Gabi Tóth -"Please Don't Say Me"

Gábor Heincz - "Learning To Let Go"

Monika Veres -"This Love"

Tibor Gyurcsík - "Mozi szélesvásznon"

The Kiralys -"Untried"

Juli Fábián & Zoohacker - "Like A Child"


Se presenta una final bastante abierta y con ningún favorito a priori. Os la contaremos aquí en eurovisionnocheydia.es


No hay comentarios:

Publicar un comentario