martes, 22 de enero de 2013

Adiós al barroco

La Danmarks Radio ha presentado en su web www.dr.dk las canciones que competirán el próximo sábado 26 de enero. Tal y como se viene comentando por el mundo eurofán desde que salieron a la luz los cortes de los diez temas, la calidad es la nota dominante de cada uno de ellos, para orgullo que los seguidores de esta final nacional, que ha convertido a Dinamarca en uno de los países que, a juzgar de los expertos, más cerca puede tener su victoria futura en Eurovisión. Si no fuera por el pinchazo del año 2012, su palmarés reciente es bastante destacable, llegando a la final en los cinco últimos años y consiguiendo dos top 5 en ellos.

Os traemos un análisis de cada uno de los temas, que podéis oír directamente desde la web oficial pinchando en el título y luego en el reproductor del artículo de la DR.


Sang 1: Frederikke - Jeg har hele tiden vidst det. La canción compuesta por la hermana de Susanne Georgi, entro otros, es un tema rítmico a pesar de que comienza lento, con sonidos electrónicos y muy bien construido, pegadizo, que suena con calidad y además en danés. La cosa empieza a un nivel excepcional. La rubísima Frederikke ha desarrolla su joven carrera principalmente en musicales, por toda Escandinavia.

Sang 2: Brinck - Human. Niels Brinck vuelve al Grand Prix tras su victoria en 2009, que llevó a la final de Eurovisión en Moscú con su magnífico "Believe again". En esta ocasión, el tema es un medio tiempo con pequeñas reminiscencias country, lejos del tema con potente estribillo que fue el suyo anterior. Se oye con agrado y puede jugar la baza de lo distinto.

Sang 3: Kate Hall - I'm not alone. Kate Hall participó en el talent-show de principios de la década pasada Popstars, donde fue 3ª y tras el que consiguió un destacable éxito en la vecina Alemania. Su tema para el DMGP también está poblado de arreglos electrónicos y es un uptempo simpático y sin demasiadas pretensiones bastante agradable al oído.

Sang 4: Louise Dubiel - Rejs dig op. Otro tema en danés en la final, cantado por otra rubita, que comienza como una dulce balada pero que rápidamente se ve invadido por mucha percusión, consiguiendo un tema original por sus arreglos pero con poco fondo, a pesar del itnento de contar con un estribillo pegadizo.

Sang 05 - Daze - We own the universe. Primer grupo de la final, de nuevo con gran uso de los ritmos electrónicos, muy de moda tras la victoria de Loreen. Un estribillo muy pegadizo y un sonido muy schlager que hacen de este tema uno de los más bailables. Sacrificando ser los más modernos, han unido el éxito más actual de la base electrónica con el sonido más tradicional del Grand Prix, y no les ha salido nada mal. ¿Y quién si no puede hacer una canción que tiene su huella y sello indeleble? ¡Sí, Thomas G:son!

Sang 06 - Simone - Stay awake. Otra rubita con un uptempo cuyo estribillo a base de percusión se distingue en cierta forma de la mayoría de sus competidoras, a excepción de "Rejs dig op", claro. A diferencia de aquella, este tambor machacón se reduce más al estribillo y tiene arreglos electrónicos que la hacen más moderna.

Sang 07 - Jack Rowan feat. Sam Gray - Invincible. Bajo este título tan schlager se esconde uno de los trabajos más 'alternativos' de la final danesa. Aquí quien toma las riendas es el ritmo electrónico en su máxima expresión. Es bastante lineal en general y a pesar de que no destaca demasiado resulta un tema muy interesante y que promete una puesta en escena llamativa.

Sang 08 - Emmelie de Forest - Only teardrops. Una de sus autoras es Lise Cabble, que ya participó en los temas daneses de 1995 y 2011. Es la apuesta folk de la gala, con reminiscencias celtas y unos ritmos que recuerdan a canciones de hace bastantes años. Quizás se quede un poco atrás en cuanto a la modernidad que ofrecen la mayoría de sus rivales, siendo de todas formas una canción interesante.

Sang 09 - Albin - Beautiful to me. Escrita por el subcampeón de DMGP Bryan Rice, este tema pop a medio tiempo es una de las apuestas más firmes, gracias a tu atemporalidad y su buen gusto. Suena a tema radiable, de los que Dinamarca se está haciendo una experta en los últimos años. Muy agradable de oír y con un estribillo apacible y mucho buen rollito. 

Sang 10 - Mohamed Ali - Unbreakable. Cantante de obvio origen árabe, por su nombre y fisionomía, presenta un bonito tema, pegadizo y bien construido y arreglado, sin grandes alardes pero con gancho. En general, como muchos de los demás participantes, ofrecen buena música sin necesidad de grandes adornos, bien construida y sincera; no han querido este año en la DR llenar su final nacional de explosiones y alharacas vacías de contenido real. Menos es más y es la nota dominante a partir de ahora que seguramente vayamos a ver en Eurovisión tras una época muy barroca.

1 comentario:

  1. El año pasado había muchos temas mejores que la canción ganadora. Nunca entendí qué fumó la audiencia danesa. Y este año, como ya dije, me gusta, pero creo que las canciones son demasiado parecidas, con las mismas bases musicales casi, y me da miedo que gane Brinck sólo por ser el único que no lleva dance.

    ResponderEliminar