jueves, 31 de enero de 2013

Ensayos de la primera semifinal de Melodifestivalen 2013

(c) svt.se
Hoy han comenzado los ensayos en el escenario del Telenor Arena Karlskrona de la primera semifinal de Melodifestivalen 2013. La SVT ha colgado en su web extractos de un minuto de dichas actuaciones, donde no solo podemos ver cómo quedará en pantalla cada show sino que además tenemos la oportunidad de escuchar las canciones por fin. Puedes encontrar más detalles de cada artista en nuestro artículo dedicado a esta semi. Te resumimos aquí nuestras impresiones:


Melodi nummer ett: Skyline med David Lindgren. Vemos aparecer a David en lo que da la impresión que sería su vestido final, que mezcla una parte superior clásica, tal y como acudió al pasado Melodifestivalen, y una parte inferior bastante más informal, un contraste importante. La realización empieza centrándose en el grupo al completo, si bien los bailarines quedan en media penumbra y la cámara realiza un giro de 360 grados, que es lo más destacado por los comentarios hasta ahora. En un momento nos muestra la pantalla dividida en 5 partes, una con cada miembro de la actuación, mostrando la coreografía que tanta importancia tiene en esta canción. EL efecto es muy bueno. El tema en sí suena bastante similar en ciertas partes a "Amazing", sobre todo en el inicio del estribillo, y tiene un ritmo potente con bastante buen gusto. 

Melodi nummer två: Burning flags med Cookies n Beans. Las tres rubísimas Cookies presentan esta vez un tema a medio tiempo pop que toma bastante fuerza con el estribillo, aunque en general suena un tanto impersonal, lejos de aquel country sencillo pero encantador con el que nos deleitaron en 2009. La realización es sencilla, como el propio tema, y de lo que hemos podido ver destacamos como muestra a todas las componentes una a una y a la vez. Es el primer tema del año de Fredrik Kempe.

Melodi nummer tre: Paris med Jay-Jay Johanson. Jay-Jay presenta un tema con aire jazz que podría ser cantado en cualquier club de la capital francesa, ya que la melodía nos transporta automáticamente al título de la canción. Es un tema de calidad, a pesar de que sus arreglos suenan pretendidamente deslabazados, con una armonía un tanto peculiar. Visualmente, es un ejemplo de esa magia de club que se quiere transmitir: mucha penumbra y la imagen centrada no en la banda, que aún así se la nota presenta, si no en el solista, que tiene una imagen un tanto bohemia.

Melodi nummer fyra: Gosa med Mary N'diaye: El primer ejemplo de interculturalidad del año viene con la joven Mary, que mezcla ritmos africanos y brasileños. Visualmente es bastante discutible su indumentaria, al menos la del ensayo, y la coreografía es correcta, pero el show en pantalla queda muy vacío. Eso sí, el estribillo es pegadizo, y posiblemente esa sea su única arma para defenderse la noche del sábado. 

Melodi nummer fem: Vi kommer aldrig att förlora med Eric Gadd. Este tema es lo que puede esprarse más o menos de una canción de cantautor, acompañado de su guitarra: un medio tiempo pop bastante discreto, con un estribillo medianamente optimista y una estética sencilla y elegante, como si quisiera evocar una modernidad de otro tiempo y una juventud pasada pero no demasiado lejana. Sin tanto rodeo, canción para cuarentones con cierto gancho pero lejos de ser el tema del año del MF.

Melodi nummer sex: Heartbreak Hotel med YOHIO. El chico que se viste como una chica de dibujo manga, superventas en Japón y megaestrella que acapara la atención y los autógrafos por donde quiera que pasa, es una de las apuestas que más posibilidades tiene, sin ni siquiera cantar, de estar en la final, dando el amplio fenómeno fans que arrastra. Presenta un tema poprock muy serio, bien construido y con unos arreglos de guitarra eléctrica que en la parte que hemos podido oír quedan muy bien. Vocalmente no hay nada en absoluto que echarle en cara y visualmente muestra una banda rock al uso, con la peculiaridad de la imagen del solista.

Melodi nummer sju: Porslin med Anna Järvinen. La primera balada de la noche la trae esta solista de origen finés, que por su cara podría pasar por la hija de la mítica Arja Saijonmaa. Un tema clásico, acompañado de piano y quinteto de cuerda, que suena muy dulce apoyado por la bonita voz de Anna. El final es realmente bonito. Sin competencia en la semifinal de hoy, podría ser una candidata, aunque habría que oír el resto del tema para ver si no resulta ser demasiado monótono.

Melodi nummer åtta: We're still kids med Michael Feiner och Cajsa. El dúo de la noche presenta un tema electrónico que suena muy bien y que, llegado el estribillo (y al inicio) se ve apoyado por un solo de saxofón que es de lo más destacado del tema. Un buen conjunto que destaca por ser bastante original y que puede ser la mayor competencia del tema de Lindgren.



No hay comentarios:

Publicar un comentario