jueves, 26 de febrero de 2015

Final del 'A Dal' húngaro este sábado

Este sábado, Hungría celebra de nuevo su ya acostumbrado "A Dal", el programa que seleccionará a su representante en Eurovisión en 2015. La antaño repudiada Hungría ha logrado clasificarse desde 2011 para la final, consiguiendo un top 10 y un top 5 además. 

Estas son las ocho canciones aspirantes, que analizamos a continuación:


Ádám Szabó – Give me your love 
Bajo este título no demasiado original se esconde una balada pop que empieza con una melodía bastante bonita pero decepciona un poco al llegar al estribillo. El chico, muy mono, la defiende con suficiencia.

Boglárka ‘Boggie’ Csemer – Wars for nothing 
Una nueva balada que intenta el triunfo en este 'A dal'. Bastante lenta, sin un estribillo brillante, a veces su melodía y los juegos vocales de la cantante podrían hacerla pasar por irlandesa. No logra acabar convenciendo.

Zoltán Mujahid - Beside you 
Con una antorcha sale este chico para darle algo de luz a este temita pop, con un estribillo medianamente decente. Le ocurre lo que a los otros dos hasta ahora, no son malos temas pero no destacan por nada.

Spoon – Keep marching on 
Con una escenografía calcada a la que usó Malta en 2013 en Malmö,banco incluido, un temita casi igual a aquel: pop simpático con guitarrita y toque country. La cantan cuatro muchachitos bien parecidos y el conjunto no desmerece, si no fuera por tener tantos parecidos razonables.

Bálint Gájer – That’s how it goes
En este caso, el tema valdría para cualquier musical de los últimos cincuenta años. De estilo americano, recuerda mucho la canción que representó a Alemania en 2009. Muy visto.

Ív – Fire
Con otro originalísimo título viene esta chica, que no destaca por su chorro de voz. El tema es un medio tiempo ni pop ni rock ni jazz y en esos límites se mueve, sin llegar a ningún lado.

Passed – Mesmerize
Con un título algo menos visto, la canción resulta también bastante original, aunque quizás no es para todos los gustos. Se aproxima un poco al tipo de música pseudoalternativa que Hungría parece llevar en los últimosaños al festival. La verdadera lástima es que la canción sea mucho mejor que la cantante, a la que cuesta afinar en varios momentos.

Kati Wolf – Ne engedj el
En cambio, Kati parece haber mejorado algo vocalmente desde Eurovisión 2011, aunque aún queda lejos de su versión en estudio. No ha mejorado, no obstante, su cara de pocos amigos mientras canta. Podría tratarse de uno de los mejores temas de la noche, aunque algo desequilibrado a ratos. Sonríe, Kati, que quizás te toque otra vez.

En resumen, una gala final sin grandes temazos pero bastante digna en su conjunto. Si no fuera por la desastrosa interpretación de la solita, "Mesmerize" es muy interesante y seguiría la línea húngara desde 2012. El tema de los Spoon es el más festivalero y pegadizo, pero no aporta novedad alguna. Por último, el de Kati no es tampoco ninguna novedad, pero suena bastante occidental y comercial y, con una escenografía más cuidada, podría ser una buena apuesta. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario