viernes, 22 de abril de 2016

La UER expulsa a la TV rumana de la red de Eurovisión

Rumanía estará ausente del Festival de Eurovisión 2016. A pesar de haber elegido su canción y cantante hace semanas, las advertencias de la dirección de la UER a la televisión rumana se han visto cumplidas ahora, apenas unas semanas antes del evento: la TVR, televisión pública rumana adeuda más de 10 millones de euros a la unión de televisiones pública europeas y queda expulsada de la misma a todos los efectos, que incluye la participación en el concurso y el uso de todas las imágenes y servicios que la red proporciona.

Eso supone que el LXI Festival de Eurovisión contará finalmente con 42 países participantes, aunque ya el cd oficial contiene el tema rumano. Ovidiu Anton, autor y cantante de "Moment of silence", es el afectado colateral de la deuda astronómica de la tv de su país, y se queda sin pisar el escenario del Globen Arena. 

Hace semanas, la EBU informaba que la propia directora general había escrito al Gobierno rumano para rogar que la inestabilidad política del país siguiera afectando al funcionamiento normal de la TVR. La dirección de la empresa pública era y es provisional desde hace tiempo y no tiene posibilidad de elaborar unos presupuestos firmes que le permitan hacer frente al servicio normal y a sus cuantiosas deudas.

Expirados todos los plazos posibles y aplazamientos continuos, la decisión de que la TVR deje de formar parte de la red de Eurovisión es la última por ser la más grave pero así ha debido de ser la situación para que no haya podido evitarse. El festival, en este caso, es algo minúsculo comparado con los servicios que dicha red proporciona a sus televisiones miembros. 

Esperamos que la crisis de la TVR desaparezca pronto y poder verla de nuevo en Eurovisión 2017. Será si los gobernantes, habitualmente en el centro de las mayores crisis de todo tipo, reaccionen ante una situación que amenaza con la propia disolución de la empresa. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario