sábado, 22 de abril de 2017

Australia viene a no ponerlo fácil a sus contrincantes



(c) www.auspop.com.au
Australia acude al festival de Eurovisión por cuarta vez consecutiva, aunque tan sólo la tercera en concurso. El primer año fueron invitados a formar parte del interval act de la segunda semifinal de 2014. El segundo y el año del debut fueron invitados directamente a la gran final, y aunque dijeron que sería el único año en el que concursarían celebrando el 60 aniversario, agradeciendo la EBU así el entusiasmo del país por el festival, siguiéndolo desde hace casi 30 años.Tras una quinta posición nadie se atrevió a dejarlos fuera, de modo que este año presentan su tercera candidatura.

Isaiah Firebrace de tan sólo 17 años es el responsable de la candidatura australiana en Kiev. Junto al cantante búlgaro es de los más jovencitos de esta edición, aunque a pesar de su juventud ya cuenta con un álbum de estudio, grabado en 2016 y que ha conseguido ser disco de oro, y acceder a las listas de ventas de países europeos como Suecia y Dinamarca, gracias al single “It´s gotta be you”. Su salto a la fama se dio tras vencer la octava temporada de The X Factor Australia, en el que interpretó temas de Adele, Beyonce o Alicia Keys entre otros. El 7 de marzo de este año, la televisión australiana SBS anunció que habían hecho elección interna nuevamente, como los años anteriores, y que en esta ocasión, el elegido era Isaiah.

“Don´t come easy” es el tema que Isaiah defenderá en la primera semifinal del 9 de mayo, y lo hará en tercera posición, tras Suecia y Georgia y antes de Albania.  Está compuesto por DNA (David Musumeci& Anthony Egizii), y Michael Angelo, y se trata de una potente balada, muy moderna, al estilo de Sound of Silence, pero con matices diferentes que la hace única y totalmente diferente a cualquier otra balada de las que hay en el certamen este año.

It don’t come easy (No es fácil)
And it don’t come cheap (ni sale barato)
Been burned too many times (agotarse muchas veces)
To love easily (para poder amar fácilmente)
Don’t mistake me (pero no me confundas)
My love runs deep (mi amor es intenso)
But it don’t come easy (pero no va a ser fácil)
It don’t come cheap (ni saldrá barato)
No not with me (no conmigo)

En las dos participaciones de Australia en Eurovisión, han conseguido estar entre las cinco primeras clasificadas en ambas ocasiones. En 2015 fueron quintos, y el año pasado estuvieron a punto de ganar. Dami Im consiguió ganar el voto del jurado con más de 100 puntos de ventaja sobre la segunda clasificada, Ucrania, pero en el voto del público la situó en cuarta posición, quedando relegada a la segunda plaza.

Este año vuelve a estar entre las favorita, y las casas de apuestas la sitúan en séptima posición, un poco por debajo de lo que estaba el año pasado.

Valoración
Canción: Muy Buena
Interpretación: Muy Buena
Sorteo: Neutro
Estadística: A favor
Apuestas: A favor
Posibilidad: 99%


No hay comentarios:

Publicar un comentario