jueves, 4 de mayo de 2017

Robin y Blanche en rueda de prensa


Hemos estado presentes en la rueda de prensa de dos de los participantes que más expectación han creado en los previos de Eurovisión de este año. Robin Bengtsson de Suecia y Blanche, de Bélgica han realizado hoy sus segundos ensayos y después han mantenido un encuentro con la prensa acreditada.


Robin ha realizado un ensayo limpio y casi perfecto. Solo la chaqueta que lleva ahora, nueva, le ha provocado el contratiempo de no abrirse a tiempo durante sus pasos iniciales en el backstage. Todo es idéntico a lo que ya hemos visto en el Melodifestivalen pero a nivel de producción televisiva no nos cansa. Hemos estado en la rueda de prensa y le hemos hecho también preguntas en el turno abierto para ello.



Robin Bengtsson


Robin ha contado que hace dos meses solo pensaba en ganar Melodifestivalen y que lo logró cuando a priori tenía expectativas y rivales muy inalcanzables. Ahora nos comentó que su obsesión era ganar Eurovisión y que solo ha descansado tres días desde que ganó la preselección sueca con tal de conseguirlo. Se muestra contento con los ensayos y con como sus bailarines empastan la coreografía. 

Le preguntamos desde eurovisionnocheydia y olevision.com qué le parece que los productores le hayan puesto el primero para abrir la semifinal y qué puesto le gustaría para una probable final. Robin nos comentó que le gusta la idea de salir el primero porque el show marca y llama la atención de manera  que para la audiencia ya se le queda grabada la actuación. Sobre la final nos confesó que no estaba puesto en qué posiciones eran mejores  y que al fin y al cabo tendría también poco poder de decisión, así que le daba igual.

También ha dicho que para relajarse y salir de la burbuja eurovisiva escucha a Bruno Mars y ve "Prison Break". Finalmente, sobre la idea de volver a Eurovisión dice que esperaría 5 años al menos de lo intensa que está siendo esta experiencia. 


Blanche, en rueda de prensa
El ensayo de Blanche ha dejado dudas sobre el confort de la joven cantante en el escenario. No parece cómoda, transmite inseguridad, fragilidad, su voz se entrecorta al principio... nada mejor que una rueda de prensa para preguntar a la delegación qué pasa realmente. 

Pues bien, Pierre Dumoulin, compositor de la canción y jefe de prensa belga para esta edición comentó que cada vez están más cerca del concepto que buscaban con Blanche. El miedo que describe la canción es el que se transmite en el escenario. En esta ocasión la belga ensayó con su vestido definitivo, un traje blanco grande como de novia decorado con flores. La propia Blanche dijo sentirse cada vez más cómoda y contenta con el resultado de sus ensayos. 

Blanche fue más genérica a la hora de comentar qué le había gustado de Kyiv y de su comida, con un 'todo' despachó las preguntas. La jefa de delegación de la RTBF es la productora de "The Voice" belga francófona de la que han salido Roberto Bellarosa, Loïc Nottet y la propia Ellie Delvaux. Y comentó que era tal el talento que había en el programa que sintió la necesidad de darles visibilidad a través del mayor escenario del mundo: Eurovisión. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario